La Marina y Policía Estatal desarticularon al Cártel Puebla Segura y la banda de Los Cuijes

Comunicatedigital.com / Martín Gutiérrez

Foto: ESPECIAL

Fueron 6 semanas de trabajo de inteligencia para dar con el paradero del  “ Comandante 30” quien fue abatido en San Miguel Espejo.

Jesús Morales  Rodríguez, secretario de Seguridad Pública estatal y Gustavo Huerta Yedra, fiscal de Investigaciones Metropolitanas de la FGE, dieron a conocer en rueda de prensa conjunta, que, tras ser abatido el llamado “Comandante 30”, en operativo quirúrgico por parte del Grupo de Operaciones Especiales de la Marina y policías estatales, quedó desarticulado al recién formado cártel Puebla Seguridad y sus socios, la banda de Los Cuijes.

Los funcionarios precisaron que cuando apareció en redes sociales el primer video del Comandante 30, el pasado 4 de julio de este año, advirtiendo que “limpiaría la plaza de Puebla de bandas rivales, en el robo de hidrocarburo, gas y narcomenudeo”, de inmediato se abrió de oficio una carpeta de investigación y se iniciaron los trabajos de inteligencia.

Tardaron 6 semanas en ubicar la casa de seguridad donde se escondía el Comandante 30 y su grupo, ésta se localizó entre Santa María Xonacatapec y San Miguel Espejo.

Al detectar que contaba con varios anillos de seguridad, el operativo de la Marina y la Secretaría de Seguridad Pública Estatal junto con la Fiscalía General del Estado, determinaron una incursión por goteo, obligando al personal operativo a desplazarse a pie 2 kilómetros para llegar al punto exacto.

En el enfrentamiento fue abatido el Comandante 30 y 7 integrantes de su grupo, entre ellos 3 elementos de la banda de Los Cuijes con quienes formó el cártel Puebla Segura.

En el enfrentamiento, se detectó también que 2 armas utilizadas por los delincuentes, habían sido robadas a los policías municipales de Amozoc que fueron ejecutados hace unos meses en la misma zona.

El fiscal Huerta Yedra, reveló que el Comandante 30, provenía de Chiapas y Guerrero, ostentaba varios nombres y seudónimos, de ahí que se trabaja en identificar plenamente su verdadera identidad.

 

 

Dejar respuesta