Responsabilidad de los medios ante la victimización sin perspectiva de género

0
51

Comunicatedigital.com

Foto: ESPECIAL

Los medios de comunicación tienen una gran influencia en la forma de pensar de la sociedad.

“Los medios enseñan a las mujeres a no provocar ser violadas o matadas, pero no enseñan a los hombres a no violar y a no matar”: Dominique Amezcua.

Periodismo y Feminicidios, foro encabezado por la Dra. Galilea Cariño Cepeda, directora del Instituto de Derechos Humanos Ignacio Ellacuría, SJ (IDHIE), y la Mtra. Ana Jetzi Flores Juárez, del IDHIE de la IBERO Puebla, tuvo como enfoque la diferenciación de género, invitando a periodistas y expertos en la materia a la discusión y reflexión para generar un mejor trabajo periodístico.

Después de un agradecimiento a la IBERO Puebla por parte de la Red Puebla de periodistas, Mely Arellano, codirectora de Lado B, puso en contexto el tema de la disparidad en la presentación de hombres y mujeres dentro de los medios de comunicación.

“En general no hay una perspectiva de género, no hay estrategias reflexivas o de profesionalización. El machismo es un detonante al momento en el que las mujeres son presentadas como víctimas, está presente incluso sin darnos cuenta y las actitudes lo revelan”, señaló la Codirectora de Lado B

Ana Jetzi Flores Juárez, responsable del Programa de Género y del OVSG del IDHIE, expuso la importancia de compartir el análisis y la reflexión para la perspectiva de género en los medios de comunicación.

Bajo este escenario, la Mtra. Ana Jetzi Flores subrayó que hoy en día la creencia colectiva de que los hombres son superiores a las mujeres ha ido cambiando, lo que ha provocado una fractura del orden patriarcal y una reconfiguración que se ha traducido en violencia. “El tema de feminicidio es algo constante en los títulos de noticias”, comentó la especialista del OVSG.

Los imaginarios de género han hecho que las mujeres sean cada vez más violentadas, incluso cuando ellas son las víctimas, “se les culpa por la manera en la que van vestidas, o por su estilo de vida. Es por eso que se debe de evitar naturalizar la violencia contra las mujeres, respetar su dignidad, la de las familias e incluso en sus redes sociales” mencionó Flores Juárez.

Finalmente, la responsable del OVSG invitó a los medios de comunicación a evitar los prejuicios de género, la discriminación, no promover el morbo, así como a no difundir los datos de la víctima, ello contribuirá a desarrollar y crear un mejor periodismo y difusión de algún hecho sobre el tema.

A su vez, la Dra. Galilea Cariño Cepeda, reafirmó que la mujer sólo aparece en los medios de comunicación como víctima, y resaltó el tema de las repercusiones que tiene el juzgar a las mujeres con perspectiva de género.

“En los medios, las mujeres son presentadas de una manera diferente a como lo hacen con los hombres. Se trata a la mujer como un objeto”, indicó la Directora del IDHIE de la IBERO Puebla. Ante este escenario, la Dra. Cariño Cepeda propuso a los periodistas, cuidar el lenguaje que se emplea, de tal manera que llegue a ser influyente, sin morbo y sin discriminación alguna.

Para ejemplificar esta problemática con hecho reales, Dominique Amezcua, oficial adjunta del Programa de Derecho a la Información de Artículo 19, buscó casos relacionados al tema y mencionando que no fue una tarea fácil ya que es una problemática muy compleja y sofisticada, pero ilustró el Foro con los casos vividos en la Ciudad de México.

Con los ejemplos expuestos, los medios de comunicación y especialistas en el tema, observaron el daño que se puede causar con una cobertura mediática sin percepción de género. “Los medios de comunicación tratan de forma distinta la nota dependiendo si el protagonista es un hombre o una mujer”, señaló Dominique Amezcua.

La integrante de Artículo 19 manifestó que en el caso de Lesby Osorio, se infiere que ella tuvo la culpa por su estilo de vida, haciéndose preguntas como ¿qué tipo de mujer era para que la hayan matado?, naturalizando así la discriminación. Sobre un segundo caso, el joven victimario es presentado como un estudiante estrella, y que mató a la chica porque no creyó en su capacidad.

Durante su intervención, Dominique Amezcua resaltó la importancia de darnos cuenta de que esto no pasa solamente en términos de crímenes, el trato diferenciado se reproduce en otros espacios.

“A los varones y a las mujeres se les atribuyen roles diferentes y adquieren un valor en la sociedad. Si se hace correctamente, los medios serían capaces de legitimar valores o actos que puedan prevenir acciones de violencia”, manifestó la especialista.

Por otro lado, Anaiz Zamora, parte del equipo de Luchadoras TV, mencionó que el proyecto que representa, es una esperanza, donde se utiliza al periodismo como una apuesta por la libertad. “Este tipo de narrativas pueden cambiar, y debemos saber que hay otras formas de contar las historias”.

Por último, Leonardo Batida, de Letra S, expuso que ya no hay minorías sexuales, “en el país hay 200 mil hogares encabezados por parejas del mismo género”, mostrando así que hay una necesidad de visibilizar estos temas en la prensa y argumentando que la diversidad de género no es una razón para que exista algún tipo de violencia.

 

Dejar respuesta