Puebla se suma a las acciones para prevenir la Hipertensión Arterial

0
61

Comunicatedigital.com

Foto: ESPECIAL

Reitera Secretaría de Salud llamado a las y los poblanos para que se realicen cada año una prueba de detección.

Como parte del Día Mundial de la Hipertensión Arterial, la Secretaría de Salud del Estado de Puebla (SSEP), que encabeza Arely Sánchez Negrete, inició la aplicación de 9 mil 560 pruebas de detección en las 578 unidades médicas de todo el territorio poblano, con el objetivo de lograr diagnósticos tempranos, pero sobre todo crear consciencia sobre las consecuencias de este padecimiento.

Bajo el compromiso del gobierno de Tony Gali de fortalecer las acciones preventivas, la funcionaria reiteró el llamado a la población en general para que acuda con el médico a realizarse una prueba y así evitar complicaciones de salud a causa de esta enfermedad.

Muestra de la responsabilidad del gobierno del estado por combatir y atender las enfermedades crónicas como la hipertensión, reiteró, es la reciente entrega de vehículos para el programa “Puebla contra la Diabetes”, con el que un equipo de especialistas visita los domicilios de personas con diabetes que han dejado su tratamiento, con el fin de orientarlos para que retomen la atención médica que requieren.

La Hipertensión Arterial es una enfermedad crónica que puede aparecer en cualquier etapa de la vida y que puede derivarse del tabaquismo, del sedentarismo, la obesidad, la falta de actividad física -además de factores hereditarios-, razón por la que la SSEP exhortó a los habitantes a visitar el Centro de Salud más cercano para solicitar una revisión de presión arterial.

Este tipo de pruebas se llevan a cabo de manera cotidiana en las unidades médicas de la SSEP, señaló Edith Hernández Tirado, responsable del Programa Estatal de Enfermedades Crónicas no Transmisibles, quien informó que de enero a marzo del presente año ha detectado 935 nuevos casos y hasta el momento se tiene un registro de 47 mil 500 pacientes atendidos, de los cuales 68.5 por ciento ya están controlados -por arriba de la media nacional 64 por ciento- y el resto está en tratamiento.

Resaltó que llevar un estilo de vida saludable, evitar el sobrepeso, la obesidad abdominal -cintura mayor a 90 centímetros en los hombres y de 80 en las mujeres-, el alto consumo de sal, así como el consumo de alimentos procesados, y realizar actividad física, son las principales medidas para prevenir esta enfermedad.

Además, Hernández Tirado recomendó acudir por lo menos una vez al año al Centro de Salud para realizar una prueba de detección con el fin de obtener un diagnóstico oportuno y evitar complicaciones a la salud como infarto, insuficiencia cardiaca, un evento cerebral vascular, daño renal, entre otros padecimientos.

 

 

 

Dejar respuesta