“Los pueblos indígenas deben ser agentes de cambio y generadores de propuesta de política pública”

0
43

Comunicatedigital.com

Foto: ESPECIAL

Luego de cuatro semanas, concluyó la séptima edición del Programa de Liderazgo para Jóvenes Indígenas de la UDLAP

34 líderes de América se reunieron para generar 5 proyectos de política pública para sus comunidades.

El 29 de mayo llegaron al campus de la Universidad de las Américas Puebla, 34 jóvenes pertenecientes a diversas comunidades indígenas del continente americano para integrar la séptima generación del provechoso Programa de Liderazgo para Jóvenes Indígenas UDLAP. Cuatro semanas después, el rector de esta universidad, Luis Ernesto Derbez Bautista, clausuró las actividades de esta iniciativa no sin antes agradecer a los líderes americanos las enseñanzas que dejaron durante este tiempo a toda la comunidad que compartió con ellos su estancia en la UDLAP.

Acompañaron a los estudiantes graduados de este programa, el decano de la Escuela de Ciencias Sociales, el embajador eminente Raphael Steger Cataño; la Dra. Laura Elena Romero López, coordinadora académica del PLJI; y la representante de la Embajada de los Estados Unidos en México, Lic. Araceli Partearroyo.

Roxana Cahuana Quispe, integrante de esta séptima generación del PLJI, dirigió unas palabras a las autoridades de la UDLAP, así como a sus compañeros graduados, donde los instó a no olvidar la hermandad que lograron durante estas cuatro semanas en el campus UDLAP, así como a promover en sus comunidades los cambios necesarios pues “los grupos indígenas debemos ser agentes de cambio y generadores de propuesta de política pública, pues somos grupos que hemos resistido y seguiremos resistiendo, alzando nuestras voces, pues todos los aquí presentes somos depositarios de la memoria de nuestros ancestros”.

El PLJI UDLAP 2017 inició con una convocatoria que se lanzó a en Estados Unidos, Centroamérica, Sudamérica, Canadá y México, gracias a lo cual se recibieron 196 solicitudes, de las cuales 30 fueron solicitudes nacionales aceptadas y 4 extranjeras: Ecuador, Bolivia, Guatemala y Perú. En esta séptima edición, por primera vez se contó con la participación de pueblos indígenas como Yokot’an, Huave, Amuzgo, Matlatzinca y Chontal, lo que abona a la multiculturalidad del programa, gracias a lo cual, una tercera parte de los grupos indígenas de México está representado este año en el programa.

El decano de la Escuela de Ciencias Sociales UDLAP, el embajador eminente Raphael Steger, puntualizó que durante el transcurso de este programa se desarrollaron cinco proyectos con propuestas de política pública alineados a los temas de migración y lengua indígena, enfocados en promover el desarrollo de sus lugares de origen, desde una visión que respeta los derechos humanos y la diversidad cultural. Todo ello con la participación de académicos de cuatro de las cinco escuelas de la UDLAP, así como por catedráticos y funcionarios externos, “que compartieron con los jóvenes sus conocimientos, pero donde también los líderes nos dejaron grandes enseñanzas y lecciones de vida”.

Por su parte, el rector de la UDLAP, Luis Ernesto Derbez Bautista, despidió a los 34 líderes indígenas que hoy concluyeron su formación en la Universidad de las Américas Puebla, recordándoles que está siempre será su casa y que, “en caso de estar interesados, por el hecho de ser egresados del Programa de Liderazgo para Jóvenes Indígenas de la UDLAP, tienen la oportunidad de que una vez confluida su licenciatura en sus lugares de origen, regresen a la UDLAP a cursar sus estudios de maestría con una beca del 100%”.

Esta convocatoria de mejora social, trabaja desde hace siete años para vincular a la UDLAP con la sociedad e instituciones nacionales y extranjeras para fortalecer las habilidades de los participantes indígenas y brindarles herramientas y conocimientos, con la finalidad de que puedan identificar de manera acertada las necesidades de sus comunidades, plantear soluciones a problemáticas reales y generar propuestas de mejora, considerando métodos viables, ubicados en lo local, pero proyectados en lo global.

 

Dejar respuesta