Celebran convenio la IBERO Puebla y el Instituto de Ciencias Jurídicas de la UNAM

0
56

Comunicatedigital.com

Foto: ESPECIAL

Hoy se puede afirmar que más allá de la baja popularidad del presidente Peña Nieto, el Ejecutivo es mucho menos poderoso que los anteriores y esto obedece a que jurídicamente se encuentra acotado, “yo esperaría que en el futuro, esta tendencia creciera”: Dr. Salazar Ugarte.

El rector de la Universidad Iberoamericana Puebla, Dr. Fernando Fernández Font, encabezó junto con el Dr. Pedro Salazar Ugarte, director del Instituto de Investigaciones Jurídicas (IIJ)  de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) firmaron un convenio de colaboración con la finalidad de establecer las bases generales que conjuguen esfuerzos y recursos para promover el desarrollo de la cultura jurídica en nuestro país, especialmente en el estado de Puebla.

El acto protocolario estuvo encabezado por el Dr. Fernando Fernández Font, SJ, rector de la IBERO Puebla, quien celebró el continuar estrechando y fortaleciendo los lazos y alianzas estratégicas que contribuyen a la formación de los jóvenes universitarios de ambas instituciones educativas.

“Como institución jesuita, es para nosotros importante contribuir en la formación académica de nuestros jóvenes, y que ésta tenga un estándar de calidad como el que ustedes poseen, es un doble compromiso”, comentó el Dr. Fernando Fernández.

De igual manera, el jesuita de la IBERO Puebla enfatizó en la relevancia que poseen la capacitación, formación e investigación, pues estos tres elementos son el testimonio de compromiso y ética que impactará en los jóvenes estudiantes no sólo de licenciatura sino también en aquellos que formen parte de los programas de posgrado que la Universidad oferta.

Por su parte, el Dr. Pedro Salazar Ugarte, director del IIJ de la UNAM, expresó estar sumamente complacido en llevar a cabo este convenio, pues es el resultado de un constante trabajo en conjunto, el cual ya tiene un largo camino recorrido.

“Como Instituto, la Legislación Universitaria nos exige tres líneas: la investigación jurídica, la divulgación del conocimiento –promover el pensamiento jurídico- y la docencia. Por lo que, a través de este convenio, llevaremos a cabo actividades que fortalezcan a ambas instituciones en estos rubros”, señaló el Director del IIJ de la UNAM.

Asimismo, puntualizó que es esencial el robustecer las actividades conjuntas para la formación de mexicanos conscientes y comprometidos con la sociedad en la que se encuentran inmersos, todo ello a través del desarrollo y promoción de competencias, acciones de investigación, docencia, capacitación difusión, actualización y cooperación técnica.

Finalmente, el Mtro. Juan Luis Hernández Avendaño, director del Departamento de Ciencias Sociales de la IBERO Puebla, expresó que la Universidad está abocada a atender los problemas que hoy en día aquejan al país y la región.

El politólogo de la IBERO Puebla comentó que las escuelas de Derecho juegan un papel importante en el aprendizaje y el ejercicio de ello ante la situación actual y los desafíos que nos enfrentamos no sólo como Universidad sino como sociedad, la cual está totalmente desintegrada.

Durante la firma de convenio, acompañaron a los firmantes el Dr. José Antonio Bretón Betanzos, coordinador de los Posgrados en Derecho; la Mtra. Margarita Palomino Guerrero, investigadora y titular de Extensión Académica del IIJ de la UNAM; y la Lic. Doris Domínguez Zermeño, titular de Planeación, Procesos y Proyectos Institucionales del IIJ de la UNAM.

En el marco de esta firma de convenio, el Director del IIJ de la UNAM, impartió la conferencia La Constitución en su centenario. Ahí resaltó que la Carta Magna del país no se trata de un documento jurídico-normativo, sino también forma parte de un texto político.

Al respecto, el Dr. Salazar Ugarte subrayó que la Constitución debe ser considerada como un pacto y un conjunto de reglas para la convivencia entre gobernados y de estos con sus gobernantes. “De hecho, ese es el valor de la promulgación de 1917, que fue una apuesta valiosa para tiempos de desequilibrios y violencia, esta puso orden”.

En este sentido, el especialista en Derecho Constitucional afirmó que el documento propuesto por Carranza en 1917 es un modelo de la de 1857, solo que éste último no contemplaba temas de inestabilidad, por eso se puede apuntar que la de 1917 fue un pacto que bien merece conmemorarse.

El Dr. Pedro Salazar subrayó que la Constitución hoy es muy diferente puesto que a lo largo de su historia ha sufrido más de 700 modificaciones, “el mejor ejemplo de ello es el artículo 41 el cual pasó de 63 palabras, hoy tiene más de 4 mil, de ese tamaño ha sido la transformación de la Constitución”.

Finalmente, el especialista de la UNAM apuntó que desde la mirada jurídica la Carta Magna se ha transformado en un instrumento jurídico complejo y es por ello que hoy en día a nivel nacional los organismos nacionales autónomos como el INE, INEE, IFETEL, CNDH, etc., han acotado al Ejecutivo.

 

Dejar respuesta